← TODAS LAS PUBLICACIONES

Yoga, Meditación y Ayurveda: Los 3 Magníficos del Bienestar

February 7th, 2019 | YOGA, MEDITACIÓN Y AYURVEDA

A veces el ritmo ajetreado de la vida, el trabajo , la familia, el correr de un sitio a otro, los quehaceres del día a día, y en general el estilo de vida actual, nos sobrepasan . Es ese momento cuando pensamos, que cómo es posible si vamos al gimnasio, nos ejercitamos regularmente y la alimentación parece ser la adecuada. Parece que todo esté alineado correctamente para gozar de un buen estado de salud física y mental. Y entonces, ¿qué me ocurre?. Es cuando tomas conciencia de que quizá tu plan de acción de bienestar, no está alineado, que algo falla, pareces desconectado o como si se te hubieran agotado las pilas. Y realmente , estás desconectado de ti mismo . Como capitán del barco de tu vida, necesitas retomar el control y el balance de tu salud integral. 

A pesar de que en nuestra vida hay muchas situaciones que pueden llegar a desequilibrar el funcionamiento de nuestro cuerpo, también hay muchas otras que podemos hacer para devolverle el equilibrio. El Yoga y la meditación son dos practicas que puedes ir incorporando a tu rutina, puesto que podrás ir avanzando combinando con la asistencia a clases y avanzando con la práctica cuando no puedas asistir a las mismas.

YOGA

La filosofía del yoga hace hincapié en encontrar ese equilibrio puesto que sostiene “que los seres humanos estamos desconectados y divididos de la conciencia pura y absoluta que somos, siendo nuestra propia ignorancia un engaño y dispersión: no somos capaces de distinguir entre lo que es real y lo que no lo es. En nuestra ignorancia buscamos, sin conseguirlo, satisfacer nuestra necesidad de felicidad y plenitud persiguiendo la aprobación del entorno, acumulación de bienes innecesarios, relaciones tóxicas, etc.”. Sin embargo, nos advierte de que lo que nos completa está en la realización de la Unidad, el Uno Universal, en nosotros mismos. El objetivo principal del  Yoga es reunir el Uno en sí mismo, conseguir el estado de coherencia: la unidad de mente, cuerpo y espíritu. Por este motivo, la práctica que tiene como objetivo construir esta Unión, se definió como Yoga, que en sánscrito significa “Unión”.

El hinduismo es una de las culturas más ricas en matices. El yoga forma parte de su tradición religiosa, espiritual, cultural y social. Hay textos milenarios que hablan sobre prácticas de meditación, respiración, trascendencia del YO y una serie de posturas que ayudan al yogui a purificar su cuerpo: las asanas. La realización de estas posturas es solo una parte de esta práctica. Además, hacer las asanas de forma consciente multiplica el poder de las mismas. Para que esto sea posible, debes conocer el yoga en profundidad, la filosofía y el conocimiento que le precede y le acompaña.  

Existen más de cien tipos de yoga. En occidente se conocen y se practican diversos estilos que derivan del Hatha Yoga, uno de los más dinámicos. Los hay más espirituales, como el Yoga Kundalini, o más físicos y exigentes, como el Ashtanga yoga. Tradicionalmente se consideran 4 sendas del Yoga,  cada una se ajusta a un temperamento o a una aproximación diferente a la vida y  deben de ser integradas si se desea lograr verdadera sabiduría:

  • Gnana-Yoga: relativo de la búsqueda intelectual
  • Bhakti-Yoga: referente al Amor Divino que puede ser dirigido hacia una   persona
  • Raja-Yoga: concentración interiorizada
  • Karma-Yoga: acción desinteresada enfocada en lo Divino. 

Aprovechando las vacaciones, realizar un viaje para conocer las distintas modalidades o disciplinas de Yoga en los destinos top o denominadas mecas del Yoga, pueden darte una visión más amplia y real del concepto de yoga, su propósito y cuáles se adaptan mejor a ti. India es la cuna del Yoga, sin embargo Bali en Indonesia, o Sri Lanka, han tomado una gran relevancia es los últimos cinco años, siendo uno de los puntos más actuales y completos en lo que a cultura del bienestar se refiere. 

El yoga es una disciplina milenaria y uno de los sistemas de cuidado integral mas completos que existen. Cuerpo, mente y espíritu se fortalecen y se apaciguan con la realización consciente de las asanas o posturas , la respiración y la meditación. Más que una práctica, el yoga es una forma de vida que escucha a tu cuerpo, reconociendo que le ocurre en cada momento, siendo consciente de sus necesidades, sin olvidar que la parte física es solo una pieza más en este puzle que somos nosotros.

AYURVEDA

Este sistema se centra sobre todo en preservar el equilibrio, la paz y la armonía, tanto individual como colectiva, como aspectos más importantes relativos a la manifestación de la vida. El enfoque de cuidar la armonía y la paz, llegó a construir un sistema de salud que considera los muchos escenarios y circunstancias en los que se desarrolla la vida humana: el Ayurveda, palabra sánscrita que significa “ciencia de la vida“: Ayur = ciencia, Veda = vida. 

El Yoga y el Ayurveda están tan estrechamente relacionados que a menudo muchos practicantes lo ven como dos caminos que convergen en un mismo sentido. Es por eso, que desde The Yoga Lab, incorporamos en nuestros itinerarios talleres y tratamientos. Ayurveda es el lado curativo del Yoga y Yoga es el lado espiritual del Ayurveda. En conjunto, abarcan un enfoque completario para el bienestar del cuerpo, la mente y el espíritu.

El Ayurveda, contempla las necesidades del cuerpo físico, conectándolo al cuerpo energético y al cuerpo espiritual por igual. Según el Ayurveda ninguno de estos cuerpos tiene total autonomía sobre los otros dos: son una unidad indivisible entre ellos y con el propio cosmos. Cualquier cosa que le suceda a una de estas manifestaciones, repercutirá en la totalidad .El Yoga, que no se compone únicamente de las posturas, porque dentro de su visión, todo se complementa y enfocarse en un solo aspecto del Yoga, difícilmente podría llevarnos a ningún lugar al que verdaderamente quisiéramos ir, ni podría aportar ninguna solución a los desequilibrios. El Yoga nació dentro del marco filosófico del Ayurveda. Esta filosofía está contemplada en las escrituras sagradas, llamadas Vedas. De ahí surge el nombre: Ayurveda, palabra que se traduce como “Ciencia de la Vida” y que en sánscrito significa algo así como: “Conocimiento de la longitud de la vida“, refiriéndose al conocimiento de todos los factores que influyen a lo largo de la vida. Según la visión desarrollada por el Ayurveda, todo problema de salud proviene de un desequilibrio entre todos los factores intrínsecos a la vida. 

Meditación, alimentación, ejercicio físico, horarios, hábitos de vida… El Ayurveda abarca todas las facetas de la vida, puesto que se trata de una concepción global de la misma. Por supuesto, también incluye formas de sanar, y una de la más extendidas son los masajes ayurvédicos, íntimamente ligados a los principios generales que rigen el Ayurveda. 

El tratamiento por excelencia de este tipo de medicina oriental es el Panchakarma, una forma tradicional de desintoxicación del cuerpo y la mente que se ha utilizado durante miles de años como un método para mantenerse sano, joven y vital.

Según el Dr. Deepak Chopra, “El valor de Panchakarma es que ofrece un tratamiento sistemático para desalojar y lavar las toxinas de todas las células, utilizando los mismos órganos de eliminación que el cuerpo naturalmente emplea: glándulas sudoríparas, vasos sanguíneos, las vías urinarias y los intestinos”. Panchakarma es diferente a cualquier otro programa de desintoxicación, ya que está diseñado fundamentalmente para eliminar una forma diferente de toxina. Si bien existen muchas toxinas en nuestro medio que se acumulan y dañan nuestros cuerpos, el proceso de Panchakarma desea eliminar una en especial conocida como ama, la cual se forma dentro de nuestro cuerpo. 

MEDITACIÓN

Tanto Yoga como Ayurveda incorporan la meditación y las técnicas de respiración en sus prácticas. La meditación puede ser utilizada como una herramienta tanto para la curación como para la conciencia espiritual. Por un lado, Ayurveda se centra en el componente curativo de la meditación, mientras que yoga se centra en su componente espiritual. Independientemente del enfoque, la meditación despeja la mente y relaja el cuerpo, trayendo la curación y la conciencia espiritual. Hay muchas formas de meditación que actúan como herramientas para lograr el fin deseado y todas ellas tienen un valor para la persona adecuada.

Tan importante como la respiración o la meditación en sí, es el momento del día en el que se practica. El mejor momento para meditar es antes del amanecer por un tiempo de 35 minutos. Sin embargo, la mejor hora es en el momento que puedas y el tiempo que necesites. Es mejor dedicar un minuto al día, que no hacerlo. La mejor hora para meditar es, cuando nos decidimos a empezar y lo llevamos a la práctica.  Con el tiempo, puede que nos levantaremos a las 5 de la mañana para meditar y experimentar otro tipo de sensaciones. Cuando nos levantamos estamos en calma y puede ayudarnos a enfocar y afrontar el día. En cualquier caso, comenzar a meditar en el horario que sea , es revolucionario.

En definitiva, la curación a través del Yoga, Ayurveda y de la meditación es un camino. No es una solución rápida o una píldora mágica. Nos curan en el fondo de nuestra naturaleza, en nuestra esencia, y nos permitan trasformar nuestra conciencia. Son disciplinas que a medida que practicamos, crecemos y evolucionamos como personas. El estrés se reduce, las emociones dañinas se disipan, el dolor ya no existe y volvemos a experimentar alegría y paz en nuestras vidas. Nuestra energía interior se acumula y nuestros ojos brillan irradiando la luz que es la vida misma. Namaste.

“¿Aquel que se quema con la dicha y sufre el dolor de todas las criaturas dentro de su propio corazón, haciendo suyo la felicidad y la tristeza de cada uno. A ese, lo reconozco como el más alto de los yoguis”. – Bhagavad Gita 

Ana Marín Lario

The Yoga Lab, El Lab de Viajes de Bienestar

ANA MARÍN LARIO 

Ana Marín Lario, estudiante de Antropología y Medicina China, dejó Europa con 20 años para explorar el continente asiático a través de diferentes proyectos sociales y voluntariados que la acercaran a las costumbres locales y a la gente.

Deja un comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *

The Yoga Lab en Facebook The Yoga Lab en Linked In The Yoga Lab en Instagram